Las Bases Subterráneas del Apocalipsis

Comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on TumblrShare on VKShare on LinkedInEmail this to someone
Vota este post:

Visto en: Benjaminamo.com

Las bases del apocalipsis
Las bases del apocalipsis

Dentro de nuestro recorrido por las bases y ciudades subterráneas, en esta tercera entrega, vamos a conocer algunas de estas herméticas instalaciones que habrían sido construidas con la intención de resistir grandes catástrofes, ya sean provocadas por el hombre en forma de guerra nuclear o bien algún fenómeno de la naturaleza, pero en ambos casos temiendo la extinción, el Apocalipsis de nuestra era.

Que duda cabe que la construcción de una base subterránea conlleva un excepcional esfuerzo de medios y recursos, se trata de proyectos muy costosos, más todavía si esas instalaciones son mucho más que simples escondrijos bajo tierra, sino que han de ser dotadas de alta tecnología en algunos casos de carácter experimental o reservada. ¿De dónde sale ese dinero?

Comenzaremos realizando un acercamiento a una historia que nos mostraría de dónde sale el dinero…

Los “Programas Negros”

El nombre de Phil Shneider no es ajeno para todos aquellos que siguen de cerca el fenómeno ovni, pues es conocido por sus declaraciones sobre la presencia de estos artefactos y sus tripulantes en la Tierra. Pero nosotros fijaremos el foco de atención, en algo muy concreto de su historia, Shneider era Ingeniero de Minas, y según su propio testimonio, trabajó para el Cuerpo de Ingenieros del Ejército y la Marina de los Estados Unidos, colaborando en la construcción de una red de construcciones subterráneas…

EE.UU, como otras naciones del mundo, tendrían grandes partidas económicas de carácter secreto para llevar a cabo oscuros proyectos: Los presupuestos negros.

Phil Schneider
Phil Schneider

Según Phil Shneider el presupuesto negro de EE.UU es de casi unos $1.3 trillones cada dos años, para hacernos una idea, un trillón pesaría cerca de 11 toneladas… El Congreso de los EE.UU nunca revisa los libros involucrados con este pozo clandestino de dinero. Los contratistas de los programas negros son compañías como: EG & G, WESTINGHOUSE, McDONNELL DOUGLAS, MORRISON & KNUDSON, WACKENHUT SECURITY SYSTEMS, BOING AEROSPACE, MITSUBISHI INDUSTRIES…

La función de Shneider era la de construir edificaciones secretas subterráneas, bases militares y científico-militares en las que se operaba con la más alta tecnología, según Schneider, los sistemas tecnológicos con los que se trabajaba en dichas bases estaba mucho más avanzada que la tecnología convencional contemporánea.

Las bases subterráneas en las que Schneider colaboró en su edificación, estaban situadas a casi dos kilómetros de profundidad, el presupuesto que utilizaban los militares para poder construir dichas instalaciones, provenía de los ya mencionados “Presupuestos Negros”. En 1995, y con 1,3 Trillones de dólares, se mantenían 129 bases subterráneas situadas en territorio Norteamericano.

Según Schneider, se han estado construyendo de manera incansable, durante día y noche, durante los últimos 40 años. Básicamente son grandes ciudades subterráneas interconectadas por túneles en los que se desplazan trenes magnéticos que se desplazan a grandes velocidadees, Schneider comentaba que el Arquitecto Richard Sauder había arriesgado su vida hablando de estos sistemas públicamente; entre otras afirmaciones, comentaba que cerca de Idaho habia 11 bases de este tipo….

El tamaño de dichas bases estaba entre 4 y 6 Km Cúbicos, los sistemas de perforación eran enormes máquinas dotadas con poderosos laser que creaban túneles de hasta 7 kilómetros de longitud al día.

A Schneider le encontraron muerto en su apartamento de Wilsonville (Oregón) el 17 de enero de 1996. Por lo visto, estaba muerto varios días y tenía una manguera de goma atada a su cuello. Independientemente de rumores, la Oficina Forense atribuyó la muerte de Phil Schneider a un derrame cerebral. Lógicamente esto tiene Cara B… Y supuestamente, Schneider habría sido asesinado porque tenía información y datos vitales para exponerlos ante la opinión pública. De hecho, afirmó haber escapado de al menos 13 intentos de asesinato contra él durante el tiempo que estaba impartiendo las conferencias sobre las teorías de conspiración…

La Base de Burlington

Burlington es un enorme refugio atómico construido en los años cincuenta a unos 140 kilómetros al oeste de Londres, en Wiltshire…

Una vez acabada la Segunda Guerra Mundial el mundo se adentró en la “Guerra Fría”, lo que originó variadas formas defensivas en diferentes países… y este refugio es una de las mejores pruebas de aquella época.

Túnel de Burlington
Túnel de Burlington

Burlington se construyo bajo el máximo secreto por decisión del primer ministro Harold Macmillan y se ubica a unos 35 metros bajo tierra en el perímetro de la base militar de Corshamen. Con capacidad para unas 4.000 personas, se desarrollo a lo largo de una mina abandonada, tiene 90 kilómetros de calles con 100.000 farolas, cuenta con estación de ferrocarril, estudios televisivos, despachos para ministros, lavandería, pub y restaurante, un pequeño hospital, generadores de energía…

Burlington2
Burlington2

El recinto ofrecía una autonomía de tres meses como máximo sin necesidad de contacto con el exterior con todo lo necesario para la vida diaria. Burlington también poseía un lago subterráneo que abastecía de agua y un sistema de ventilación que mantenía la humedad y la temperatura en torno a los 20 grados centígrados. Las telecomunicaciones eran la joya del lugar. La central telefónica estaba conectada con el resto de las bases e integraba la red de telefonía de Inglaterra. Por último contaba con un sistema de tubos de aire comprimido para pasar mensajes de papel entre todas las dependencias. Se inauguró en 1961 y pese a que nunca entró en operaciones, se mantuvo operativa y en condiciones de uso hasta 1989, cuando cayó el muro de Berlín.

(Más fotos: http://www.bbc.co.uk/wiltshire/underground_city)

La bóveda del fin del mundo

El archipiélago noruego de Svalbard, situado en el océano Glacial Ártico, da cobijo a un enorme bunker acorazado, a prueba incluso de las consecuencias del cambio climático. El preciado tesoro que se oculta en su interior es el banco de semillas más grande del planeta.

La Svalbard International Seed Vault (SISV), también conocida como la “bóveda del fin del mundo”, tiene una capacidad para tres millones de muestras de semillas de todas las naciones. En su interior se albergan replicas de cada variedad conocida de cultivos, así como de nuevas variedades a medida que surjan naturalmente.

Los responsables de este “Arca de Noe” para semillas, el gobierno noruego y el Fondo Mundial para la Diversidad de Cultivos (FMDC), una ONG sin ánimo de lucro impulsada por organismos internacionales como la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación), la construyeron y la tienen operativa desde el invierno de 2008.

Según los responsables del FMDC, conservar la vasta diversidad de variedades de cultivos y toda su diversidad genética es fundamental para conseguir luchar contra el hambre y garantizar la seguridad alimenticia mundial, que deberá hacer frente a problemas cada vez más preocupantes en los próximos años, como el calentamiento global o una población en continuo aumento.

Boveda
Boveda

La reserva preservará en principio todo tipo de variedades, si bien se dará prioridad a las consideradas más importantes para la humanidad por la FAO. Las muestras, conservadas en “cajas negras” de aluminio herméticas, sólo se pondrán en circulación en caso de que todas las fuentes de semillas hayan sido destruidas o agotadas.

El diseño del complejo ha tenido en cuenta los peores escenarios del cambio climático para garantizar su supervivencia. Por un lado, la bóveda esta situada a 130 metros sobre el nivel del mar, para evitar posibles inundaciones o el derretimiento de los casquetes polares.

Por otro lado, la bóveda cuenta con un túnel de 120 metros de profundidad, excavado en la roca, reforzado por un metro de cemento y rodeado por el permafrost (subsuelo permanentemente congelado), lo que garantizará, aunque suba la temperatura externa y falle la electricidad, mantener frías las muestras de manera natural durante al menos los próximos 100 años.

En cuanto a las medidas de seguridad, la instalación está dotada de una puerta acorazada y un cercado de perímetro, y cuenta con la presencia de las autoridades noruegas. Sus responsables citan también la ubicación remota de la instalación, los inviernos increíblemente fríos, los bancos de hielo e incluso la agresividad de los osos polares hacia los seres humanos como medidas de seguridad adicionales…

Por su parte, el estudio de viabilidad de la instalación concluye que, en condiciones adecuadas, las semillas de la mayoría de los principales cultivos alimentarios podrían permanecer viables durante cientos de años, mientras que otras, incluyendo granos clave, podrían sobrevivir incluso miles de años.

Swiss Fort Knox, archivos digitales de la humanidad

Acceso a Swiss Fort Knox
Acceso a Swiss Fort Knox

Los Alpes Suizos… qué bonito. Montañas nevadas, blancos picos de 4 kilómetros de altura. Pero no os dejéis engañar: bajo una de esas montañas, tras una puerta de 3 toneladas y media (que podría resistir un ataque nuclear) y tras sortear unos cuantos laberínticos pasillos, podemos encontrar la Swiss Fort Knox, una auténtica fortaleza que la Unión Europea está financiando parcialmente, donde se depositan todos los valiosos conocimientos científicos y culturales para que no se pierdan jamás, aunque haya un desastre colosal.

Los trabajadores de este enorme centro de datos se encargan de asegurar que se pueda acceder a los datos valiosos por siempre. “Las notas de Einstein aún son legibles, pero los archivos digitales de Stephen Hawking podrían dejar de serlo en varias décadas”, afirmó el bibliotecario británico Adam Farquhar, uno de los dos archivista e informáticos encargados del lugar.

Este lugar es la culminación de un proyecto que se basa en la experiencia de 16 bibliotecas europeas, archivos e instituciones de investigación, para preservar los recursos

Personal de seguridad
Personal de seguridad

digitales existentes en el mundo, como el hardware y el software, y que se han ido reemplazando a un ritmo vertiginoso.

“La cápsula del tiempo depositada dentro de Swiss Fort Knox contiene el equivalente digital del código genético de diferentes formatos de datos, un “genoma digital”.

Os invito a visitar la web oficial de este lugar: www.swissfortknox.com

 El búnker de la Moncloa

Moncloa
Moncloa
El acceso se encuentra en uno de los edificios administrativos de La Moncloa. De allí parte un pasillo de seguridad dotado de multitud de detectores. Todos los operarios, médicos, guardias y telegrafistas que trabajan en el edificio -unos 40 jornaleros del subsuelo, conocidos como bunkeros- deben identificarse con una tarjeta personalizada. Una vez superados los controles, se pasa al túnel de entrada. A ambos lados se alinean puertas falsas de color granate que no llevan a ninguna parte. Al final de esta galería, que tiene las paredes pintadas de blanco, hay una puerta giratoria por la que se entra al búnker Diseñado para 200 personas. Está dotado de muros de tres metros de grosor, puertas falsas, armería, quirófano y cementerio. Cuenta con vacunas contra la viruela y el ántrax y resiste ataques nucleares…

Tiene tres pisos y capacidad para 200 personas. El más cercano al suelo, conocido como planta 0 es también el más austero. Nada más entrar, existe una pequeña sala con una ducha de descontaminación radiactiva. Allí se encuentran las dependencias de seguridad con despachos para los representantes de los tres ejércitos, que tienen ventanas iluminadas para simular la luz del día. En este nivel está ubicado el ordenador central militar, auténtico cerebro de la maquinaria bélica española, desde el que se controlan más de 120 cazas de combate para casos de extrema necesidad. También hay un estudio de televisión para emitir mensajes bajo tierra destinados a los ciudadanos que se encuentran ahí fuera.

La moderna Arca de Noé: búnker para la cúpula israelí

Lo llaman el arca de Noé moderna o el refugio del día del juicio final. En los montes de Jerusalén se ha llevado a cabo uno de los proyectos más monumentales y secretos de la historia de Israel. Un gigantesco búnker subterráneo en el que se refugiaría toda la cúpula de poder del país en caso de un ataque atómico: ministros, diputados y generales, que desde ese lugar dirigirían los destinos de la nación, así como la reacción militar israelí tras el ataque.

El lugar esta conectado con la nueva sede de la presidencia del Gobierno, y el plan es que sirva también de refugio a los dirigentes israelíes en caso de guerra en la región, ataques químicos o biológicos, grandes atentados o catástrofes naturales tales como terremotos o devastadores incendios.

Cuando algún medio de comunicación, israelí o internacional, ha intentado acercarse al lugar de las obras ha sido inmediatamente rechazado, con gran firmeza, por decenas de agentes de seguridad. Oficialmente, las vías de acceso son información clasificada.

Hace unos meses, el diario israelí de mayor difusión, Yediot Ahronot, publicó algunas fotos de la edificación, en las que se ve un túnel por el que pueden pasar al mismo tiempo dos grandes camiones, uno junto al otro.

Tras dos kilómetros de trayecto en el interior de la montaña, este túnel conduce hasta salas enormes con techos de decenas de metros de altura, en las que se ubican los distintos estados mayores del Gobierno y del ejército. En el lugar hay decenas de ascensores, lo que le da el aspecto de un escenario de película de ciencia ficción. Se sabe que el viaje en coche en el interior del búnker dura unos quince minutos, y la carretera, de más de diez metros de amplitud, está iluminada con luces fluorescentes. En los lados, a lo largo de la vía, se pueden ver aperturas para los sistemas de aire acondicionado y de electricidad.

La censura militar israelí no permitió publicar a qué profundidad se encuentra el llamado búnker del apocalipsis. Es secreta también la superficie exacta del lugar, así como el coste total del proyecto, aunque Yediot Ahronot apunta la cantidad de 240 millones de dólares.

Todos los trabajadores involucrados en el programa son judíos de nacionalidad israelí que han pasado largas inspecciones de seguridad antes de ser contratados.

Un diputado israelí que visitó el lugar declaró al mencionado periódico: “Parece el escenario del juicio final. Esperemos que nunca sea necesario habitar este lugar estremecedor, digno de una película sobre la guerra fría”.


Aquí puedes escuchar la intervención en el programa de radio El Último Peldaño sobre Las Bases del Apocalipsis (a partir del 1:24:20)…


 

2,221 total views, 2 views today

La verdad 2.0

Aqui estan las noticias de hoy que se publican todos los dias y a las que no quieren que se publiquen nunca.

1 comentario en “Las Bases Subterráneas del Apocalipsis

Tu opinión es importante, compartela. El autor del blog se reserva el derecho a no publicar o borrar aquel comentario que incumplan las normas basicas de respeto o sea sospechoso de spam. Asimismo, el autor del blog no se responsabiliza de los comentarios vertidos por los lectores en los comentarios. En caso de existir alguna queja con algún comentario publicado, hazmelo saber via mail,el comentario se revisará y se solucionará tu petición.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »
A %d blogueros les gusta esto: